Inicio

Critica Benedicto globalización basada en intereses económicos


domingo, 1 de junio de 2008


El Papa Benedicto XVI criticó hoy el proceso de globalización basado sólo en intereses económicos o comerciales y llamó a "globalizar" grandes valores como la solidaridad.

 

"El interés comercial jamás debe convertirse en exclusivo porque mortificaría de hecho la dignidad humana (.) el crecimiento no debe estar alejado de la búsqueda de un desarrollo integral humano y social", sostuvo.

 

El Papa recibió en el Palacio Apostólico del Vaticano a un grupo de miembros de la Fundación "Centesimus Annus-Pro Pontífice", dedicada a analizar e impulsar el estudio de temas sociológicos entre profesionistas y empresarios.

 

Durante su discurso, el Pontífice ponderó que el proceso de globalización actual influye cada vez más los campos de la cultura, la economía, las finanzas y la política, por lo que es necesario impregnarlo de sentido humano.

 

"El gran reto de hoy es globalizar no sólo los intereses económicos y comerciales, sino también las expectativas de solidaridad en el respeto y en la valorización del aporte de cada componente de la sociedad", añadió.

 

El obispo de Roma afirmó que es posible un desarrollo armónico de los pueblos sólo si las decisiones económicas y políticas tienen en cuenta los "principios fundamentales" de la subsidiariedad y la solidaridad.

 

Al centro de toda programación económica es necesario que esté siempre la persona, creada a imagen de Dios y por él creada para custodiar los inmensos recursos de la creación, indicó.

 

"Sólo una compartida cultura de participación responsable y activa puede permitir a todo ser humano sentirse no un usuario o testigo pasivo, sino un activo colaborador del desarrollo mundial", subrayó.

 

Volver